34 0

Dos deportes, dos persepctivas de entrenar distintas, conferencia de la UEFA en Belfast

En una conferencia de la UEFA en Belfast, los formadores de entrenadores de Europa recibieron ideas y consejos de Michael O’Neill, seleccionador de Irlanda del Norte, y de Joe Schmidt, técnico de la selección irlandesa de rugby.

El seleccionador de Irlanda del Norte, Michael O’Neill, habla en la conferencia de la UEFA en Belfast.
©Sportsfile
Los formadores de entrenadores de fútbol en Europa han recibido sabias palabras y consejos sobre el entrenamiento desde dos puntos de vista deportivos distintos: fútbol y rugby.
En la Conferencia de Formadores de Entrenadores de la UEFA en Belfast, los expertos responsables de “entrenar a los entrenadores” para apoyar buenos futbolistas, disfrutaron de las fascinantes ideas y de la infinidad de facetas de Michael O’Neill, seleccionador de Irlanda del Norte y de Joe Schmidt, seleccionador de la selección de Irlanda de rugby.

Joe Schmidt habla con los formadores de entrenadores de la UEFA
©Sportsfile
Ambos trataron las cualidades profesionales necesarias para ser un entrenador con éxito y los retos a los que se enfrentan los técnicos para crear e inspirar equipos para llegar a la victoria. También hablaron sobre los atributos personales necesarios para tratar con jugadores y superar situaciones complicadas.
O’Neill, seleccionador de Irlanda del Norte desde 2012, explicó cómo superó un inicio complicado en su etapa. Pasó de resultados decepcionantes a llevar a su selección a la UEFA EURO 2016 en Francia, su primer gran torneo en 30 años. Ahora se jugará el pase a la Copa Mundial de la FIFA en el play-off de los Clasificatorios Europeos ante Suiza. “Cuando empecé, las expectativas estaban muy bajas. Lo que teníamos que hacer era cambiar la manera de pensar y crear un ambiente más positivo”, dijo.
“Tuvimos discusiones sinceras con los jugadores sobre lo que queríamos lograr. Conseguimos que los jugadores esperaran más de sí mismos y que los veteranos tuvieran más responsabilidad. Poco a poco empezaron a creer que podríamos conseguir algo. Desarrollamos un gran espíritu de equipo y empezamos a crecer desde ahí”.
El último resultado fue una fase de clasificación para la EURO que finalizó con Irlanda del Norte liderando su grupo y asegurándose su puesto en su primera fase final de una EURO de la historia. Luego llegó una espléndida actuación en Francia en la que los hombres de O’Neill alcanzaron de forma sobresaliente los octavos de final. “La energía que habíamos logrado antes del torneo celebrado en Francia fue una experiencia mágica”, reflexionó O’Neill.
“Los jugadores no quieren mirar hacia atrás en una carrera con su selección nacional de 70 partidos y no tienen nada que demostrar. Por tanto, nuestros jugadores estaban capacitados para tener la oportunidad de disputar la fase final de un gran torneo”.
O’Neill dijo que los logros de Irlanda del Norte deberían ser un estímulo para que otros países pequeños tengan fe en poder hacer lo mismo. “Es posible, si puedes tener el grupo adecuado de jugadores, la organización correcta y todo el mundo tira en la misma dirección”, enfatizó el seleccionador.
La autoconfianza y la fortaleza mental, explicó O’Neill, son los elementos clave dentro del carácter de un entrenador. “Si quieres tener la confianza de los futbolistas, tienes que ser tú mismo. Tienes que ser lo suficientemente fuerte como para tomar decisiones que a veces con difíciles. Debes encontrar tu personalidad e identidad”, dijo O’Neill.
Joe Schmidt, que ha llevado a Irlanda a dos títulos del Seis Naciones de rugby, y que ganó los títulos de clubes nacionales y europeos con el Leinster en Irlanda, también analizó los ingredientes que hacen a los entrenadores y equipos ganadores.
“Conseguir la gente adecuada que trabaja para sí misma y para los demás. Invertir en ellos, hacerles sentir que pueden confiar en ti, y entonces se comprometerán con los valores que sustentan lo que estás trarando de lograr”, dijo Schmidt.
El neozelandés, al frente de Irlanda desde 2013, expresó la opinión de que los entrenadores tenían que ser ‘motivadores’. “La energía es contagiosa. Si no transmites energía a tu entorno, es muy difícil que los jugadores te correspondan. Tienes que ser un catalizador”, dijo el seleccionador.
Schmidt dijo que los entrenadores deben ser capaces de mostrar claridad en la comunicación. “Debe poder transmitir mensajes de manera efectiva, ganando o perdiendo. La consistencia es clave para transmitir esos mensajes”, dijo Schmidt.
“Los entrenadores tienen que retarse, pero también tienen que aceptar que serán desafiados por otros, como por ejemplo por los jugadores o los medios. Como formadores de entrenadores, tenéis que enseñar a los técnicos a creer en sí mismos, pero también se tienen que dar cuenta de que sus creencias, a veces, serán confrontadas por otros”, dijo Schmidt.
“Los entrenadores tienen que mantenerse firmes en sus creencias. Si tienen una filosofía fuerte, es muy probable que los jugadores también crean en ella”.
© 1998-2017 UEFA. All rights reserved

Enlazado con: ,

Artículos relacionados

DEJA TU COMENTARIO

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Contacto

C/ Ramón y Cajal s/n,
28230 Las Rozas (Madrid)
Comité de Entrenadores de la RFEF

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.acepto